Wednesday, July 6, 2022

“Como una panadería sin pan”: lo que opina agremiación de bares sobre piloto de reapertura sin venta de licor

En entrevista con Alejandro Vásquez Zawadzky, presidente de la junta directiva de la Asociación de Establecimientos Nocturnos de Cali, Asonoc, Aquí Today conoció cómo recibió el gremio la noticia de aprobación del piloto de reapertura de bares por parte del Gobierno nacional.

“Como una panadería sin pan”: lo que opina agremiación de bares sobre piloto de apertura sin venta de licor
Alejandro Vasquez Zwadzky

En contexto: Gobierno dio luz verde a la apertura de bares, pero sin venta de licor

El empresario asegura que celebran el avance y lo ven desde una óptica positiva, en el sentido de que ya se da un paso a la reapertura “para entrar de nuevo a una dinámica de generación de ingresos”.

Sin embargo, el concepto de abrir sin venta de licor solo beneficia a un 14 % o 15 % del gremio, el cual maneja la modalidad de grastrobares (con venta de comida).

El resto de negocios quedan “desnaturalizados”.

¿Cómo ven ustedes eso de abrir sin vender licor?

Primero lo vemos desde un ángulo positivo en el sentido de dar un paso a la esperada reapertura. Sin embargo, la razón de ser de un bar es justamente el tema del licor.

Tenemos una modalidad que son los gastrobares o los restaurante-bar, donde se venden alimentos a la mesa. Pero esa es solamente una de las modalidades.

Es más, la palabra B-A-R viene de una abreviatura del inglés qué es ‘Beer and Alcohol Room’: lugar donde se consume cerveza y alcohol.

Entonces puedes ver que un bar que no expenda licores es como una panadería que no puede vender pan. Ahí hay como una incongruencia.

¿Entonces cómo reciben la aprobación de reapertura de bares?

Pienso que hay una buena motivación, pero obviamente en lo que podemos pensar nosotros es que hay aquí unos temas de autorregulación, de cultura ciudadana para, así como tenemos porcentaje de ocupación de un vehículo, de un MÍO, pues también tengamos unos límites en la venta de licor. Puede ser.

Pienso que tenemos que caminar hacia allá. La verdad, lo entiendo así: un poco con la buena intención de reapertura, pero están desnaturalizando los negocios como tal.

¿Qué porcentaje de los negocios en Cali tendrían esa otra entrada de dinero por venta de comidas y qué porcentaje no tendrían ingresos porque su fuete es la venta del licor?

En Cali, a diciembre 31 del 2019, teníamos 1.525 establecimientos registrados, de los cuales, tipo gastrobar o restaurante-bar, pueden estar del orden de los 200, un 14 %, 15 %.

El resto son de otras tipologías: estancos, villares, juegos de sapo, bares, discotecas, viejotecas, salsotecas (…) Allí normalmente no hay un expendio de comida más que algunos pasabocas o alguna picada.

Entonces el fuerte de los gastrobares, o la composición de los gastrobares dentro del espectro total, es limitada. La mayoría están en el resto de los negocios.

¿Y cómo se han visto afectados por la pandemia?

Le menciono algunas cifras que fueron expresadas por nuestro secretario de Desarrollo Económico, Argemiro Cortés, en días pasados, en las que ya se habla de una mortandad (el cierre definitivo) de cerca del 50% de los negocios.

Nosotros hemos hecho unas mediciones y nos da aproximadamente 45 % al 50 % de los negocios que definitivamente entregaron el local al propietario, porque el 95 % de estos negocios operan en locales arrendados. Incluso creo que menos del 5% trabajan en locales propios.

Este es un gremio que generaba por encima de los 20.000 empleos, entre directos e indirectos.

Consideramos que la afectación a hoy es casi del total.

Es decir, digamos que pudiéramos recuperar un buen porcentaje de los que faltan, pero solo en la medida en que los gobiernos, tanto local como nacional, tomen decisiones urgentes, porque es que ya en este punto cada día, cada semana, que pasa es para estos negocios trágico.

Recordemos que la mayoría son pequeños, aquí no hablamos de grandes negocios. Algunos son incluso famiempresas, para quienes ya esta situación tan larga se volvió calamitosa.

¿Qué esperan de ahora en adelante?

Que ya las decisiones se empiecen a tomar con prontitud, porque no podemos tener una pérdida de empleos tan grande para esta ciudad.

¿Y ya han adelantado propuestas, pilotos, protocolos de reapertura? ¿Están listos para enviar la solicitud?

Nosotros ya hemos venido trabajando y, valga la redundancia, en una mesa de trabajo que se formalizó.

Esta ha venido siendo liderada por el secretario de Cultura, José Darwin Lenis Mejia, y hemos venido avanzando en una serie de propuestas que se hicieron casi desde que comenzó esta crisis.Desde allí hemos venido dando unos pasos.

Ya con esta circular, esta aprobación, entraremos ya en contacto con ellos para explorar qué es lo que sigue, cómo debe enviarse esa solicitud por parte del gobierno municipal, para que no nos ocurra lo que ocurrió la vez pasada con el piloto de los restaurantes, que fue fallido.

¿Cómo sería esa reapertura de bares?

Podría decir que similar a la de los restaurantes. En ese sector se adelantó mucho de lo que podría ser.

Ya que muchos de los negocios pertenecen a esa categoría: de gastrobares o restaurante-bar, allí ya se han hechos pilotos a nivel interno con varios de los establecimientos.

Hablamos de todo lo que tiene que ver con las medidas de bioseguridad, con distanciamiento, con el manejo adecuado de los baños, de la caja registradora, de la carta que se le presenta a los clientes, de las taquillas (…) ya está muy medido.

Es más, el Ministerio, tanto el Interior como de Salud, tienen desde hace mucho tiempo radicados los protocolos que estaríamos considerando o sugiriendo para su aplicación.

Show More