Thursday, July 7, 2022

¿Qué ha pasado con los grupos de la tercera edad?

Lea en segundos
  • Pese a que el aislamiento para los adultos mayores es una medida imperante hay quienes no están inconformes.
  • Los grupos de la tercera edad acogen a un número importante de adultos mayores caleños.
  • Debido a la llegada del Covid 19 estos grupos debieron interrumpir sus actividades.
Lea en 2 minutos

El pasado mes de mayo los colombianos conocieron un movimiento que había tomado fuerza conformado por ciudadanos reconocidos entre los que se encuentran periodistas, políticos, generadores de opinión y hasta los llamados “La Revolución de las canas” , grupo que tenía como propósito evidenciar que la medida de aislamiento obligatorio para personas mayores de 70 años por el Covid-19 aunque era de protección para esta población también se considerada, según ellos, en una forma de perder la condición de seres humanos que se pueden valer por sí mismos

El movimiento tomó tanta fuerza que incluso una acción legal, una tutela interpuesta por el Exalcalde de Cali Maurice Armitage fue fallada a favor de las personas de 70 años que consideran que se les ha discriminado con la restricción de movilidad en cuarentena.

Maurice Armitage

“NO salga” “Estese quieto”“usted hace parte de la población de altísimo riesgo” son las advertencias que prevalecen para que los adultos mayores se conserven aislados y evitar un posible contagio, lo que parece lógico pero que para muchas personas entradas en años ha sido casi una condena que no les permite disfrutar de actividades con las que se sienten útiles.

Una de estas son los grupos de la tercera edad tan comunes hoy en Colombia.

Dolly Acevedo es una mujer de 66 años, pensionada y hace parte de un grupo de adultos mayores organizado por una caja de compensación de Cali.

Todas las mañanas Dolly frecuentaba el grupo antes de la llegada del coronavirus pero a partir del momento en que se decretó la cuarentena ya no fue posible, todas las actividades quedaron suspendidas y desde hace unos días se están tratando de retomar haciendo uso de las herramientas tecnológicas.

Ella asegura que ha tenido formas de superar el confinamiento, aprovechó para que le realizaran una cirugía pendiente, se está cuidando y ahora trata de retomar la actividad física en casa con algunos programas que se emiten por las distintas redes sociales, sin embargo, extraña la reunión con los demás integrantes del grupo al que pertenece.

“Yo siento que mi calidad de vida es buena y he podido superar el aislamiento gracias a eso, pero hay muchos adultos mayores que no están en las mismas condiciones, solos, enfermos o desposeídos. Ellos la deben tener muy difícil en este momento porque además están encerrados” asegura.

“Los grupos de adultos mayores son la familia de muchos ancianos en Cali” Directora de la Corporación para la Tercera Edad

En el Valle del Cauca hay más de 1650 grupos de adultos mayores a los cuales pertenecen por lo menos 136 mil personas de acuerdo a las cifras de la Corporación para la Tercera Edad, organización sin ánimo de lucro que los reúne en eventos de recreación y esparcimiento con recursos propios provenientes de los ingresos de la famosa viejoteca que se realiza todos los fines de semana en su sede y el aporte de algunas empresas privadas.

Hasta el momento no se cuenta con apoyo gubernamental.

Los grupos de tercera edad o de adultos mayores como también se conocen, se reúnen a diario para participar de actividades deportivas, lúdicas, recreativas y artísticas las cuales fueron suspendidas de forma simultánea vez en todo el departamento dada las restricciones por el Covid-19 en Colombia.

Que suspendan las actividades en lo de menos, si se concentra la atención en lo que significa pertenecer a un grupo de adultos mayores para muchas personas que tienen esa como su única forma de interacción en comunidad.

Según la psicóloga Olga Mercedes Arenas directora de la Corporación para la Tercera Edad, el único espacio que tienen muchos adultos mayores para compartir con sus pares, hablar y ser escuchados, hacer ejercicio y hasta realizar turismo recreativo, son los grupos a los que pertenecen.

Hasta la fecha no saben cuando las actividades regresarán a la normalidad.

“Ahora los adultos mayores están en las casas, la mayoría en estado de quietud sin quererlo porque son personas activas todo el tiempo, y a eso se suma que están expuestos a la desinformación pues fácilmente son presa de las llamadas fake news o noticias falsas que circulan en redes casi todas con alto contenido perjudicial para su salud emocional, para lo cual también hemos tenido que hacer acompañamiento en esta época” explica la directora.

Olga Mercedes asegura que nadie se imagina el impacto que tienen los grupos de adultos mayores para quienes los integran, y para sus familias, incluso hay quienes piensan que solo es un tiempo de entretener el desocupe del abuelo o la abuela, sin embargo, esto va más allá, los grupos para la tercera edad sirven de vínculo entre el adulto mayor y sus familias, reafirma su identidad, le otorga la seguridad que se pierde con los años y obviamente tiene un efecto físico reconstructivo del organismo.

La tecnología, aliada número uno de los grupos del adulto mayor para superar el aislamiento:

Si algo ha aportado la pandemia a los adultos mayores es el conocimiento de las nuevas tecnologías, lo que les ha facilitado la interacción que ya no tienen de forma física pero sí con reuniones a través de plataformas.

Ahora son más activos en sus redes sociales, usándolas frecuentemente, especialmente el Whatsapp.

Tanto la Psicólogo Olga Mercedes Arenas como Dolly Acevedo coinciden que al principio ha resultado traumático para los adultos mayores entrar en la onda de la internet y esto evidencia la necesidad de preparar más a esta población con relación al tema, pero con práctica son posibles todo tipo de reuniones, desde asambleas, clases de manualidades hasta clases de educación física.

“Hicimos nuestra asamblea anual de afiliados hace días y en plena época de pandemia, debíamos hacerla a través de una plataforma entonces debimos capacitar durante una semana a quienes participarían, fue dispendioso pero gratificante e hicimos una muy buena reunión” cuenta Olga Mercedes.

Ella asegura que quizás esta es otra evidencia que deja el aislamiento para concentrar esfuerzos en acercar más a los adultos mayores a las nuevas tecnologías y seguramente esto necesitará del apoyo de todos los agentes, la familia, los gobiernos y organizaciones como la que ella dirige.

Show More